Comienza la instalación de la primera fase de rampas mecánicas en la calle Eguzkiagirre

Las obras para mejorar la accesibilidad en la calle Eguzkiagirre han comenzado esta mañana. Este proyecto, muy demandado por las y los vecinos de la zona, se ha divido en dos fases de ejecución y cuenta con un presupuesto global de 2,6 millones. Con esta primera fase que se ha iniciado hoy se salvará el desnivel existente entre las calles La Economía y Gernikako Arbola. “Nuestra apuesta por mejorar la movilidad en nuestra ciudad es clara. Queremos que la calidad de nuestras vecinas y vecinos mejore y para ello es importante trabajar y hacer realidad proyecto como éste de Eguzkiagirre, que hará que sea más sencillo subir a San Vicente”, ha indicado Amaia del Campo, alcaldesa de Barakaldo.

La calle Eguzkiagirre tendrá cinco rampas mecánicas. En esta primera fase se colocarán dos tramos: el primero se instalará en el cruce con la calle La Economía y llegará hasta las escaleras que dan acceso a la zona del Txakurgune de Clara Campoamor, justo debajo de la pasarela que cruza la carretera uniendo Clara Campoamor y el Jardín Botánico. El segundo tramo, con un 8,90% de inclinación, se instalará una vez pasada la pasarela, hasta el final de la pendiente.

La instalación de las rampas de la primera fase tiene un presupuesto final de 946.486 euros y un plazo de ejecución estimado de cinco meses, por lo que los accesos mecánicos podrían estar en funcionamiento para finales de año.

La segunda fase, cuya contratación ya está en marcha, necesitará de una inversión de 1.685.606,18 euros para instalar tres rampas mecánicas entre la calle La Economía y Arteagabeitia. Las rampas contarán con una longitud de 33 metros, 65 metros y 26 metros cada una y una pendiente del 7%. Una vez se adjudique la obra de la segunda fase el plazo de ejecución será de 6 meses.

Cuatro accesos mecánicos en cuatro años
Este será el cuarto acceso mecánico que se impulsa desde el gobierno de Amaia del Campo: ascensor y pasarela entre Murrieta y Desertu Berria; Rontegi, Andikollano y estos de Eguzkiagirre. Se han invertido 7,5 millones de euros en estas actuaciones. “Este es el camino por el que queremos continuar, resolviendo los problemas de accesibilidad junto a nuestras vecinas y vecinos”, ha indicado Del Campo.