DEPORTES – Mucho Athletic para el Betis

La intensa lluvia no iba a ser lo único que dejaría helado al estadio Benito Villamarín durante el partido que disputaron el Real Betis Balompié y el Athletic Club. El conjunto bilbaíno que aún no conocía la victoria lejos de San Mamés, logró hacerse con los tres puntos para seguir escalando puestos en la tabla y colocarse en la octava posición.
Apenas habían transcurrido ocho minutos de encuentro cuando Iñaki Williams lograba anotar el primer tanto del partido enviando a la red un balón al que Adán no pudo llegar.
El Athletic que fue dominador de prácticamente todo el choque, contó con un gran número de ocasiones para aumentar su ventaja. Aduriz, al que anularon un gol en el minuto 36 fue quién comenzó la jugada del segundo tanto bilbaíno. El guipuzcoano pasó el balón a Raúl García para que este pusiese el cuero en el corazón del área e Iñaki Williams anotase con un soberbio taconazo uno de los goles de la jornada.
El gol que llegaba en el último minuto de la primera parte, ponía el broche de oro a una gran primera mitad del Athletic Club.
Los segundos cuarenta y cinco comenzaron de la misma manera en la que comenzó la primera mitad. El Athletic era dueño y señor de un partido en el que Gorka Iraizoz era un mero espectador.
Corría el minuto 56 cuando los rojiblancos pudieron sentenciar el encuentro, pero el disparo de Raúl García golpeó en el travesaño.
Justamente diez después, el cuero golpeaba en la mano de Iñaki Williams dentro del área del Athletic y el colegiado señalaba la pena máxima. Una pena máxima que Rubén Castro no desaprovecharía para meter al Betis en el partido.
Los minutos posteriores fueron los peores del conjunto de Ernesto Valverde. El Betis merodeaba el área de Gorka Iraizoz y el fantasma de Riazor sobrevolaba por la mente de los aficionados y jugadores del Athletic. Pero Raúl García, el fichaje estrella del Athletic durante este verano, hizo desaparecer en el minuto 87 todas las dudas con un zurdazo desde la frontal que acabó perforando la meta bética.
Con el resultado de 1-3 concluyó un partido que permite al Athletic mirar muy de cerca los puestos europeos.

Sergio Rodriguez